Slide

Inicio

Semana del Adulto Mayor

Galería

Música

Galería

Literatura

Galería

Baile

Galería

Pintura

y Manualidades

Alejandro Abimael Pinzón Rojas

por Alejandro Abimael Pinzón Rojas


CANTO AMÉTRICO PARA EL ABUELO IDO

Como nos duele abuelo, tu partida,
tu blanca ausencia, tu cansado adiós,
el silencio infinito de tu marcha
y el ostracismo de tu bendición

Ayer tú fuiste el roble de la casa,
compartiste con todos el amor,
promulgaste las reglas del decoro
y el virtuosismo de tu rectitud.

Hoy hace falta tu especial ingenio,
tu agudeza, tu ejemplo, tu bondad,
el consejo sereno de tus años
y el dorado crisol de tu virtud.

Modelaste en el pecho de tus hijos
un corazón de amor y caridad
y en las notas celestes de tu arte,
se sublimó la escala musical. 


HOMENAJE AL MAESTRO

Apostólica, noble y abnegada,
la misión del maestro es bondadosa,
porque traza una senda iluminada,
en la vida del hombre, tan tortuosa.

Es su sabía enseñanza, inmenso faro,
para la nave de la inteligencia,
que percibe el provecho de su amparo
y el preciado alimento de su ciencia.

El maestro es un ser predestinado,
a transformar el mundo, a hacer su historia
a través del alumno que ha forjado.

y sin que aspire a ser reconocido,
la humanidad lo tiene en su memoria,
como un ser estupendo y bendecido


MI PADRE

Yo soy fruto de un árbol frondoso,
estupendo, gigante y ubérrimo,
un hombre amable, un ser maravilloso,
noble, sencillo, lúcido, integérrimo.

Un hombre formidable, como un roble,
laborioso, indulgente, sabio y bueno
un ser fraterno, dulce, incomparable,
de acrisolado espíritu, sereno.

Fue por fortuna para mí, mi padre,
un ser iluminado, inquebrantable,
el mejor hombre para mi universo.

La persona que unida con mi madre,
en su virtuoso hogar, inigualable,
nos enseñó el amor de un modo inmenso


LA MARIPOSA

Nada es tan simple y a la vez complejo,
como la bella y frágil mariposa,
que primero es crisálida y reflejo
y luego flor que vuela primorosa

Ella, la de suave arco iris en las alas
y de policromías en el vuelo
solo alcanza a exhibir sus suaves gasas,
cuando ya languidece sobre el suelo.

Ella, que es armonía en el espacio,
que es música de alas en el cielo
y fantasía de forma y de color,

Ya está muriendo apenas en su inicio,
desde la primavera de su vuelo,
desde el comienzo de su breve amor


SONETO A GIRON

Tierra de estirpe y de blasones llena,
Girón de Santander, tierra orgullosa,
en tus calles de piedras y de arena
la tradición se muestra más gloriosa.

En ti la historia es mito y es quimera,
porque tu eres la “villa primorosa”,

engalanada como en primavera,
acicalada como “Tierra Diosa”.

Diste a tu vida un fondo de leyenda,
de fantasía, de fábula y misterio,
con tus cuentos de duendes y hechiceros

Y es tan grata tu bella arquitectura
y tan cierta tu noble aristocracia,
que eres “la Villa de los Caballeros”.


SONETO A LA ROSA

Eres la soberana de las flores
la reina del perfume y la belleza.
en ti surgen perfectos los colores
y en ti se magnifica la pureza.

Naces temprana, alegre y vaporosa
Impregnada de aroma y de frescura
nada te iguala insuperable rosa,
hecha por Dios con especial ternura

La vida te hizo así, tan delicada y grácil,
reina fugaz de todos los convites,
la más hermosa de las flores divinas.

Pero igual que eres bella, eres muy frágil
y nada evitará que te marchites,
aunque estés protegida por espinas.


EL ARTE DE LA PINTURA

La pintura es amor, delicadeza
es armonía, es fuerza, es esplendor,
es la condensación de la belleza
expresada en la forma y el color.

Es la magia esplendente que no cesa,
el sortilegio de la perfección,
es el pulso, la gracia, la riqueza,
de la divina manifestación.

Es el manejo exacto de la línea,
es la recreación de la pureza,
y es la policromía del amor

Es del color la verdadera alquimia
es la develación de la belleza,
la colorida bendición de Dios


SONETO SACRILEGO: LA BODA DE CANAAN

Caminaba el Pastor de Galilea
seguido de una turba de mendigos,
iba presto a la “boda Cananea”
atravesando valles y caminos.

De pronto, una atractiva cortesana
le convidó a seguirla, y presuroso,
… el Dios pensó en “aquello de la siembra”,
de la virtud y del sublime gozo.

La siguió como absorto, obnubilado,
lleno de sentimientos voluptuosos
y de espasmos sensuales y divinos.

Y cuando el acto estuvo consumado,
a la boda llegó…, y todos absortos
supieron del “prodigio” de los vinos


TU JÓVEN ENTREGA VIRGINAL

Te diste a mí como una rosa niña,
de pétalos apenas germinados,
de primavera alegre en la campiña
y de sueños tan solo presagiados.

Te diste a mí con cándida alegría,
con inmensa ilusión, bella y temprana,
con pasión sin igual, tierna, del día,
amor perfecto, amor de la mañana.

Te diste a mí, feliz, alborozada,
optimista, sensual, resplandeciente,
cuerpo suave de carne sonrosada,
como tierna ilusión, dulce y sonriente.

Te diste a mi sublime, inmaculada,
como flor impregnada de roció,
llena de fe, radiante, entusiasmada,
adhiriendo tu amor, al amor mío.

Definitivamente así nos adoramos,
así nos entregamos satisfechos,
reconociendo cuanto nos amamos,
con la pasión brotando en nuestros pechos.

Así unimos la piel y la esperanza,
con verdadero amor apasionado
tú juvenil y llena de confianza,
yo por ti…, eternamente enamorado.


Comentario

  1. Hermosos poemas, que gran talento, un abrazo al autor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *